martes, 21 de febrero de 2012

De la serie "Personajes que odio con todo mi ser": Belit

¿Qué quién es Belit?

Bueno, originalmente fue un secundario de un cuento de 30 paginas del prolífico Robert E.Howard; En el te presentaba una reina pirata que rondaba por la Era Hyboria en estado de perenne desnudez, y que tras un mítico bailoteo en la cubierta ensangrentada de su barco con la banda sonora puesta por sus secuaces negroides, echaba tremendo polvete con Conan y desaparecía de forma harto insustancial 30 paginas después.


                                                El cimmerio, como siempre, bien servido.
Hasta aqui, todo normal. Pero llegó el caso que el personaje fue adaptado al comic, en una saga que ocupó unos cinco años si mal no recuerdo (o eso o los tiempos de edición en España respecto a los Iuesai fueron infamantes, también podía ser.), y que dotaron al personaje de la Reina de la Costa Negra de una personalidad muy definida.

                                                       ¿Parece mona, eh? Insensatos....

Y que personalidad oiga.

Roy Thomas, el guionista, diseño a la mayor gilipollas que ha transitado nunca por comic alguno, y con mucha diferencia, una niñata que, de tan humanos y comúnes que son sus fallos, uno no puede otra cosa que maravillarse ante semejante creación: en verdad os digo, que un personaje ya sea en literatura, cómic o en pantalla es realmente bueno cuando despierta una emoción sincera en el lector/espectador.

Desde ese punto de vista, son tales las ganas de hostiar a la shemita autoproclamada diosa desde la primera página que aparece que debo proclamar al bueno de su creador/Adaptador como un excelente diseñador de personajes digno de todos los aplausos. Howard hizo un simple esbozo del personaje, pero fue Thomas el que le dió aliento, personalidad y vida....

La madre que lo pario.

Pero desglosemos el asunto, que lo merece, con un divertido crucero por las costas del sur de Hyboria.

1-UNA PIJA EN ALTA MAR, EN UN BARCO LLENO DE NEGROS DESNUDOS, Y VA Y LLEGA UN TIO CACHAS...


Con semejante premisa se pueden hacer dos cosas: a) una excelente peli porno interracial, o b) empezar una gran saga comiquera.

En ocasiones, lamento que no fuera lo primero, ¡pero solo en ocasiones!

El primer encuentro del Conan comiquero con Belit te la presenta como lo que es: una chiquilla (tiene 16 años en teoría, pero con una curvas que ya las quisiera una stripper de 25) petulante, autoproclamada diosa de una banda de filibusteros por cojones y artimañas de un chaman coleguilla de la moza, y que va muy, muy salida.

Tanto es asi, que después de ver a este hermoso gañan destripar alegremente a una docena de sus subordinados, demostrando lo mucho que le importan....

El potencial de seducción de un cimmerio es proporcional al numero de extras que escabechina por minuto.
...la moza reacciona tal que asi:
                                             Lo de "miembros" me da a mi que va con doble sentido...


Con semejantes argumentos, y considerando que el bueno de Conan ve que las opciones son convertirse en la muñeca sexual de una adolescente buenorra o darse un paseo por el fondo del oceano, este acaba aceptando ante el beneplácito de la concurrencia. Y así, con el taparrabos en llamas ambos, acaban follando cual conejos para dar alegría Cimmeria.

O sea, sexo diario, combates, buen sueldo, vistas oceánicas...¿No está mal para un barbaro, no?

Bueno, es que hay cosas que son dificilmente compensables, y es que Conan en esta saga despertó en mi una curiosa mezcla de lástima y admiración ante la infinita paciencia que desplegaba para aguantar a su novia por accidente.

Y es que las virtudes de Belit, son muchas:

2-CELOPÁTICA, AVARICIOSA, OBSESIVA, SOCIOPÁTICA, UN PUNTITO DE NEUROSIS....¿ADIVINAN QUIEN SALE?


Y es que el catálogo de lindezas que tiene que sufrir el bárbaro tirarían patras al mal pintado:

a) Arrebatos homicidas:

                                                     

                                                        Que conste que lo quiere, ¿eh?


b) constantes crisis de celos por todo ser con genitales que haya tenido contacto con Conan en el pasado:


         
                                        Y esta es la reacción mas chica que tiene, creanme.
c) Sin olvidar despollantes momentos como cuando sacrifica gratuitamente miembros de su tripulación que la adoran para saciar su propia codicia (que es mucha), o como cuando consigue el objetivo principal de su vida, una "verganza", cambía de opinión en medio segundo dejando a un país sumido en una guerra civil porqué si y porqué yo lo valgo, o sus multiples muestras de despotismo cuando quiere que perfectos desconocidos la obedezcan "cosaican"....

En pocas palabras: tenemos a una muchachita de origen tirando a pijo, que cree que el mundo gira a su alrededor y que su única muestra de mostrar afecto es intentar abusar una y otra vez de la persona teóricamente amada, que su teórico objetivo final palidece ante el vil metal, que más que amigos distingue a la gente entre "sacrificables" y "útiles", con personalidad inestable, violenta, irascible hasta lo irracional, con más cambios de humor que una veleta, y que en más de 300 paginas de cómic no le encontré un solo punto positivo como persona.


Cuesta empatizar con Belit de lo asquerosamente humana que se nos muestra, un compendio de defectos en el que todos en menor medida (en mayor difícil) podemos sentirnos identificados. Bajo su desagradable sombra, la figura de Conan se ensancha y crece en lugar de achicarse, planteandose preguntas que no se había hecho hasta ahora y un montón de rollos que no vienen al caso pero creanme que son muy interesantes.
De hecho, el cimmerio pasa de ser un simple juerguista a un tipo que realmente se hace más persona en base a ser el contrapunto de un personaje mucho más burro, violento e irracional  que él, lo cual es decir....

De hecho, la única alegria que me dió el personaje fue que cuando se dió la nueva adaptación del personaje al cine, fue que Belit iba a salir enCARNEada por la muy mordible Sofia Vergara.

             Esta es Reina de la Costa Negra y sueño de cualquier empresa de embutidos. ¡JAMONA!

Cosa que por desgracia para mi miembro viril y para la taquilla del reboot de Marcus Nispel, no se dio, desapareciendo la última oportunidad de que el personaje me cayese simpático.

O algo.

O que se yo.

5 comentarios:

  1. Seamos francos... si la actriz lo hacía mínimamente bien, hubiese acabado cayéndonos gorda también.

    Y viéndola nadie piensa en su simpatía, sino en... su carácter.

    Tiene MONTONES de eso. Sí.

    ResponderEliminar
  2. Pues es una tia supersimpatica.

    :)

    ResponderEliminar
  3. Nadie lo pone en duda, estimado jack78, pero este es uno de esos casos en el que el continente (Y qué CONTINENTE, con penínsulas y todo!!) se come al contenido.

    ResponderEliminar
  4. Quien no ha tenido una novi@ como Belith? O peor.

    ResponderEliminar
  5. Hhhaha grande Belit, sí que era insoportable. "Pero peor es un tipo sin reputación". Creo que era la intención del guión de Howard y Thomas, aún así, es una trama a la que guardo especial cariño. Me ha encantado el post, gracias.

    ResponderEliminar